La creatividad es un amplio concepto que implica siempre la facultad de crear, la capacidad de creación.

En este sentido el Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española define al crear y a la creatividad como el producir algo de la nada, el establecer, fundar o introducir por vez primera algo; o hacerlo nacer o darle vida, en sentido figurado. También lo refiere a instituir un nuevo empleo o dignidad.

Otros diccionarios la conceptúan como la capacidad de producir respuestas originales a cualquier problema.

Al respecto el Diccionario Psicopedagógico de la Asociación Mundial de Educadores Infantiles plantea varias definiciones, tales como el proceso intelectual caracterizado por la originalidad, el espíritu de adaptación y la posibilidad de hacer realizaciones concretas; la actividad mental del ser humano, en la que a partir de un complejo proceso de reelaboración de los elementos obtenidos de su experiencia se crean nuevas formas y planteamientos.

De igual manera la plantea como la capacidad del ser humano para producir composiciones, generar productos ó ideas de cualquier tipo que sean esencialmente nuevas ó novedosas, susceptible de ser desarrollada, y que suele pasar por cinco momentos: la percepción, la descomposición, la modificación, la asociación y la  cristalización, y finalmente, el proceso de descubrimiento o de producción de algo nuevo que cumple exigencias de una determinada situación social, en el cual se expresa el vínculo de los aspectos cognitivos y afectivos de la personalidad.

En otras acepciones de distintos glosarios aparece la creatividad como una función compleja de la inteligencia que posibilita efectuar extrapolaciones y estimaciones de un resultado dadas las relaciones existentes, y que conduce al surgimiento de un nuevo producto no existente antes o no contemplado antes en su nueva dimensión.

En suma, es la capacidad del individuo para generar ideas y productos cuya característica es única, la actitud humana para idear y emprender actividades, dirigir acciones, protagonizar, promover y desarrollar ideas nuevas, y que pueden significar un aporte novedoso científico y social.

PARTICULARIDADES EDUCACIÓN INFANTIL

La creatividad es una capacidad humana de la que ningún hombre carece, sino que la tiene en menor o mayor potencia, y que puede manifestar en cualquier actividad, pero no surge de manera espontánea, presupone un proceso de formación desde las más tempranas edades, a cuyos fines resulta imprescindible la adquisición y la utilización de una serie de conocimientos y habilidades.

En las edades iniciales el trabajo se centra en la labor creadora, en la que se le plantea al niño tareas cada vez más complejas, que requieran de él un interés y una preocupación por crear cosas bellas, pero esta actividad debe ser rica, ante todo en representaciones.

Cuando se dirige al pequeño a la observación del mundo, éste analiza, compara, asimila e interioriza lo percibido que pasa a ser, en forma de imagen parte de su experiencia.

Se puede desarrollar la creatividad en el niño también mediante actividades de educación artística, entonces estaremos desarrollando la creación artística en cualquiera de sus manifestaciones, pero en realidad, la creatividad puede educarse en cualquiera actividad.